AMORTIZACIONES: ALGUNAS REGLAS

5 de August de 2020

La normativa es flexible en materia de amortizaciones

Las empresas pueden deducirse cada año un gasto en concepto de amortización de sus activos. Y la normativa contable da cierta flexibilidad a la hora de calcular dicha amortización.

  • Ejemplo 1. En los inmuebles, no es obligatorio amortizar la edificación según la proporción de valor que se derive del catastro. Si se justifica que el valor de la edificación es superior, la amortización será más alta, reduciéndose el Impuesto sobre Sociedades del ejercicio.
  • Ejemplo 2. Las tablas de amortización aprobadas por Hacienda establecen unos porcentajes mínimos y máximos de amortización anual. Y las empresas pueden moverse dentro de esos porcentajes de un año a otro; no están obligadas a seguir cada año con el porcentaje aplicado al inicio.
  • Ejemplo 3. Algunos activos pueden amortizarse de forma degresiva (por un importe más alto los primeros años de vida útil y más bajo los últimos). Ello permite anticipar el gasto y diferir el pago del Impuesto sobre Sociedades, con el consiguiente ahorro financiero.

Reduzca el Impuesto de Sociedades

Existen otras reglas en materia de amortización que pueden ayudarle a reducir el pago del Impuesto sobre Sociedades. Nuestros profesionales le asesorarán en esta materia y optimizarán su factura fiscal.

 

Este Sitio Web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación del Usuario. Puede pulsar ACEPTAR COOKIES para aceptar la totalidad de condiciones del Aviso Legal, Política de Privacidad y la Política de Cookies, RECHAZAR o puede pulsar CONFIGURAR para personalizar las cookies según sus preferencias (tardará menos de 1 minuto)

Indique que cookies quiere aceptar